Estamos condicionados a cierta cantidad de alegría o felicidad en nuestras vidas.

Cuando el límite de alegría se rebasa, brinca la sospecha, la duda y la incredulidad.

Pero no tiene que ser así.

Siempre es posible ser más feliz, mas pleno (a), vivir con más alegría.

Cuando vives alegre las cosas suceden más rápido y de maneras inesperadas.

Es una manera en la que puedes tener resultados a velocidades que tu mente no puede procesar.

Pero el Universo sí.

Al Universo le da exáctamente lo mismo darte 10 que 1 millón. Toma la misma energía.

Le da igual darte relaciones profundas, apasionadas y divertidas que relaciones tóxicas.

Le da lo mismo, darte una casa de 4 recámaras que una de 10 o un hotel completo.

Lo que no le toma la misma energía es cuando tu estás cambiando de un pensamiento a otro o de un estado emocional a otro, se confunde, entra en pausa.

Una de las maneras en las que puedes mantenerte conectado (a) con eso que quieres es manteniéndote alegre, feliz y agradecido (a) por lo que si tienes, por la vida, por las personas que están contigo. 

Y mientras más fomentes la alegría de vivir, solo por eso, mayor conexión tendrás para tener resultados mas rápidos.

Vivir agradecido (a) y alegre por el simple hecho de estar vivo (a), es uno de los máximos aceleradores que existen.

Y siempre podemos expander esta energía, agradecer mas profundamente, vivir alegres mas ampliamente enfocando la atención a esto.

Porque donde está tu atención, está tu energía.


Todas las semanas aparto algunas horas para Sesiones Estratégicas 
donde puedo ayudarte a tener mas claridad en definir la vida que amarías vivir,
 identificar lo que te detiene e identificar el siguiente paso.
Tengo pocas horas a la semana para esto, 
si te interesa, agenda una cita aquí y en cuánto lo hagas me pondré en contacto contigo. 
Estas citas son sin costo.

0 Comments

Leave a Comment